Un día con José Luis Cardoso

El Circuito de Navarra acogió las jornadas de pilotaje organizadas por la escuela del expiloto de MotoGP

Actualidad
Lunes, 16 marzo 2015 1264 Views 0 Comments
Un día con José Luis Cardoso

Las nubes amenazaron hasta el último momento, y las tandas estuvieron a punto de suspenderse  en el Circuito de Navarra, pero finalmente los pilotos pudieron salir a pista. Eso sí, tuvieron que lidiar con las bajas temperaturas y el fuerte viento.

El día comenzó temprano con la acreditación y el briefing de bienvenida para los 19 participantes de Cardoso School. En él se explicó cómo iba a ser el curso. Los pilotos se dividieron en dos grupos: amarillo y naranja, que señalaban su nivel. Sus tandas se combinaban: cuando unos estaban en pista, los otros recibían una clase teórica.

Para las lecciones, se acondicionó una pequeña parte del box con un proyector con el que se explicaban los distintos tramos del circuito y sus dificultades. “En la moto, para ir rápido a veces tienes que ir lento”, explicaba Cardoso para mejorar los tiempos en una de las enlazadas más complicadas del circuito. Tanto los tiempos como la búsqueda de la trazada perfecta en curva, las marchas, la posición sobre la moto y los adelantamientos conformaron la materia impartida en las cuatro clases.

Las prácticas empezaban cuando el semáforo del pit lane se ponía en verde y el comisario daba la orden. Los monitores, incluido Cardoso, llevaban una GoPro instalada en el manillar y alternaban las posiciones en el grupo para grabar a los alumnos. Al final del día, pilotos y monitores repasaron los vídeos en común en la sesión llamada visualización, en la que Cardoso comentaba uno a uno la técnica y los aspectos que mejorar.

La jornada terminó a las cinco de la tarde con la entrega de diplomas, y las motos abandonaron el circuito para emprender la vuelta a casa después de un día dedicado por entero a la velocidad.

Cardoso School es una de las academias de pilotaje más conocidas de España. Su fundador José Luis Cardoso fue piloto de 500 cc y MotoGP y compartió pista con Doohan, Criville o Biaggi. Tras abandonar el Campeonato del Mundo decidió montar esta escuela con sede en Dos Hermanas (Sevilla) que se desplaza a los principales circuitos de España para enseñar técnicas de conducción a los aficionados moteros. El precio del curso ronda los 250 euros e incluye sesiones teóricas, prácticas y grabaciones desde la moto.

Las mejores imágenes de la jornada

Cardoso School <span>by Sara Clau</span>Cardoso School <span>by Alicia Labrador</span>Cardoso School <span>by Sara Clau</span>Cardoso School <span>by Alicia Labrador</span>Cardoso School <span>by Alicia Labrador</span>Cardoso School <span>by Sara Clau</span>Cardoso School <span>by Sara Clau</span>Cardoso School <span>by Sara Clau</span>Cardoso School <span>by Sara Clau</span>Cardoso School <span>by Sara Clau</span>Cardoso School <span>by Sara Clau</span>Cardoso School <span>by Sara Clau</span>Cardoso School <span>by Sara Clau</span>Cardoso School <span>by Sara Clau</span>Cardoso School <span>by Sara Clau</span>Cardoso School <span>by Sara Clau</span>Cardoso School <span>by Sara Clau</span>Cardoso School <span>by Sara Clau</span>Cardoso School <span>by Sara Clau</span>Cardoso School <span>by Sara Clau</span>

Sara Clau Bandrés

De pequeña odiaba las motos. Para ella, solo eran aquellas cosas que de marzo a octubre le impedían ver Los Simpsons los fines de semana. Su padre, el causante de tal despropósito no cedía, así que al final escogió al piloto que le pareció más simpático de la parrilla de MotoGP, Valentino Rossi, y le siguió. Del amor al odio hay un paso, y al revés, también.

7 posts | 0 comments

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *